Reason Play Microgaming

El rastrillo arranca con humor

El tradicional mercado solidario de Navidad organizado por Nuevo Futuro dio comienzo ayer en el Pabellón de Cristal de la Casa de Campo y estará hasta el 26. La inauguración del Rastrillo estuvo oficiada por Doña Pilar de Borbón, presidenta honorífica de la asociación organizadora; la primera teniente de alcalde del Ayuntamiento de Madrid, Marta Higueras, y Pina Sánchez, presidenta nacional de Nuevo Futuro. La tía de Felipe VI, fiel a la cita de todos los años, protagonizó esta jornada inaugural acudiendo a primera hora. Mostró así su faceta más solidaria, ya que además aprovechó para realizar algunas compras y tomarse algo en los puestos de restauración.

El primer día del Rastrillo también contó con la presencia de Edmundo Arrocet. El humorista acudió acompañado de los actores cómicos Pepe Carabias y Tony Antonio. Tras saludar muy cariñosamente a Doña Pilar y compartir risas y confidencias, aportó su granito de arena en esta causa vendiendo junto a sus compañeros libros y discos con el humor por temática. «Venimos todos los años. Hay que sacar sonrisas cuando nos pagan y cuando no», comentó Bigote, que aprovechó la cita para recordar emocionado al recientemente fallecido Chiquito de la Calzada («Nos alegraba la vida a todos») y accedió a contestar preguntas acerca de su pareja, María Teresa Campos. Piensa como ella. «No hace falta casarse. Pobrecita si lo hiciéramos. Estamos muy bien juntos», bromeó.

Uno de los 64 puestos del Pabellón lo regenta la hija de la Infanta Pilar, Simoneta Gómez-Acebo. Dispuesta a ayudar a Nuevo Futuro, como es costumbre en ella, la sobrina del Rey Emérito, con un delantal y muy sonriente, se mantendrá los nueve días en el puesto de Aquílea, en el que se puede encontrar decoración floral. Durante la mañana también se acercaron al Rastrillo el arzobispo de Madrid, el cardenal Carlos Osorio, la periodista María Teresa Álvarez y José Manuel Parada.

Homenaje al Padre Ángel

Por la tarde, el Padre Ángel acudió para oficiar una misa, pero fue sorprendido al ser homenajeado por el 55 aniversario de Mensajeros de La Paz, organización solidaria de la que es presidente de honor. El sacerdote recibió un delantal de La Venta del Toro y una placa conmemorativa por su labor benéfica en un acto presentado por Carlos García Hirschfeld. También estuvieron presentes Quique Camoiras y el periodista Albert Castillón. Además, las periodistas Marta Robles y Ana Samboal participaron firmando sus libros.


Source: Life Style

Share Button

Author: Redacción

Share This Post On

Submit a Comment