Reason Play Microgaming

Milán: mezclado mejor que apartado

Ahora lo que se lleva es mezclar sin miedo. Así de categórica dicta la nueva tendencia internacional de la moda que, durante una intensa semana de desfiles, ha recorrido la ciudad de Milán. Independientemente de las potentes propuestas vistas en la pasarela, hemos sido testigos de una moderna corriente que lo invade todo. Un estilo global que ya no depende tanto de las prendas en sí mismas, sino de una actitud diferente ante la moda. Dicho de otro modo, ahora para ser «cool» no basta con llevar un bolso carísimo, lo importante es lucirlo con personalidad, alejarse de los clichés y de ese concepto tan obsoleto denominado «look» total. Ser es mejor que parecer. Y se puede ser cualquier cosa: desaliñado, elegante, sofisticado, minimalista, o todo al mismo tiempo, aunque siendo siempre único.

En Milán hay tanta creatividad, lujo y estilo que las exclusivas firmas que han presentado aquí sus colecciones ya hablan, a través de sus prendas, de esta ideología que apuesta por el ya obvio «mix» de estampados y materiales, pero sobre todo por otro mucho más revolucionario: el de la mezcla de inspiraciones dentro del mismo estilismo. Vestir raro funciona. Por ejemplo, lucir ahora un vestido romántico, casi decimonónico, sólo cobra sentido si aparece combinado con una prenda deportiva y, si es posible, con la mirada puesta al K-pop, influencia de los grupos de música surcoreanos, reyes de la mezcla y el lujo. Véase Gucci. Su director creativo y gurú del «fashionismo» mundial, Alessandro Michele, ha traído a su pasarela 75 «looks» sublimes, como minihistorias con principio y fin que recrean siluetas ponibles, todas ellas objeto de deseo en este fascinante viaje donde todo está permitido.

Source: Life Style

Share Button

Author: Redacción

Share This Post On

Submit a Comment